5 consejos para hablar a tus hijos sobre gestión patrimonial

En la mayoría de hogares españoles, hablar de dinero, especialmente, con los hijos, sigue siendo una especie de tabú que recuerda al del sexo. No obstante, en tiempos de crisis como los que corren, cada vez es más importante saber administrarlo y tener unas nociones, por básicas que sea, sobre gestión del patrimonio. Hay que saber mirar por el presente y por el futuro, ayudar a las nuevas generaciones y a las venideras cómo distribuirse el dinero de manera sensata y con sentido común.

Pero esto no es algo que ocurra de manera exclusiva entre los hogares de clase media o media-baja; Glenn Kurlander, director del área de gestión patrimonial de Morgan Stanley, una importante entidad financiera estadounidense, asegura que incluso sus clientes más adinerados sienten cierta reticencia y problemas a la hora de inculcar a sus hijos el valor del dinero o de transmitirles la importancia de saber qué hacer con él.

“Si nunca hablamos a nuestros hijos sobre la importancia de tener ciertos conocimientos en el ámbito de la gestión patrimonial, les estaremos enseñando que se trata de algo que hay que temer”, declara Kurlander. “Si esa es la lección que estamos dando a nuestros hijos, no les estamos ayudando en nada para formar una relación sana con su patrimonio”. Al parecer, muchos clientes le han condesado que querrían abordar este tema con los pequeños, pero no saben ni por dónde empezar. Por ello, Kurlander ha llevado a cabo un decálogo de consejos para enseñar a los niños a comprender el valor del dinero, a conservarlo y a hacer que crezca. Todo, para que puedan asimilar ciertas nociones básicas de la gestión patrimonial:

  1. El dinero es como el sexo

Tanto en un tema como en otro, los más jóvenes saben más de lo que podemos imaginarnos. Sin embargo, es muy probable que se sientan confusos acerca de lo que saben. Además, debemos tener en cuenta que, hoy, tienen acceso a Internet, por lo que cuentan con muchísima información a su abasto (¡e infoxicación!).

  1. Piensa antes de hablar

Piensa en tus propios valores antes de explicar a tus pequeños cómo hacer buen uso del dinero. Debes tenerlos claros para poder transmitirlos.

  1. Siempre, habla

Cualquier duda que pueda tener el pequeño, o que pienses que pueda tener, merece la pena conocerla y solucionarla.

  1. Dale una paga

Es la mejor opción para que ponga en práctica lo que le has enseñado acerca de administrar su propio dinero.

  1. Nunca consideres el asunto por terminado

Según crezca el pequeño, irán surgiendo nuevas situaciones y, con ellas, más dudas. Mantente siempre preparado para escuchar y tratar de darle una respuesta.

Con esta serie de consejos, deberías ser capaz de empezar a hablar a tus hijos sobre gestión de patrimonio de manera que no se sientan amenazados por el tema del dinero.

Leave a Comment