Cubiertas para piscinas: disfruta del verano todo el año

Con el verano ya terminado, nos embarga la tristeza de tener que despedirnos de la piscina. Y esto empeora si contamos con una piscina en nuestra vivienda, dado que debemos seguir perdiendo tiempo e invirtiendo dinero en su limpieza y mantenimiento. Por esto, cada vez más, las familias están apostando por la instalación de cubiertas o cerramientos para piscinas, y en Barcelona se han disparado búsquedas en Internet como “cubiertas para piscinas Barcelona”. Teniendo en cuenta que es imposible controlar la temperatura de las playas de la Ciudad Condal, pero que su belleza sigue invitando al baño, no es de extrañar.

Ventajas de las cubiertas

Existen cubiertas capaces de subir la temperatura del agua en 15 grados, por lo que podremos seguir disfrutando de la piscina las primeras semanas de otoño e, incluso, tal vez, en invierno.

Pero esta no es la única ventaja. Los cerramientos de piscina nos resultarán útiles incluso durante el mismo verano, ya que aportarán seguridad al evitar que nadie caiga al agua, y protegerá el agua de la suciedad que pueda llegar a ella. Menos suciedad, menos insectos y menos hojas de árboles es lo que puede significar contar con una cubierta para piscina.

Además, los cerramientos estilo terraza suponen una reducción de las miradas indiscretas que pueda haber por parte de vecinos o transeúntes.

Más tranquilidad

Los cerramientos de piscinas, como ya hemos comentado, previenen que niños, ancianos o mascotas caigan al agua por accidente, lo cual nos ayuda a sentirnos más seguros y a vivir con mayor tranquilidad.

Sin embargo, también aportan estatus, cierta clase y exclusividad que convertirá tu jardín en el más elegante del vecindario.

Además, la amplia selección de cubiertas y estructuras que existen te permitirán ajustarte al diseño o al estilo de tu vivienda: cerramientos en forma semicircular, techos curvos con hojas laterales correderas, curvadas y fijas con hojas deslizantes…

Mayor ahorro

Mes a mes, podemos llegar a consumir una auténtica fortuna en químicos de limpieza y por el tiempo que debemos invertir en el mantenimiento de la piscina. Al cubrir la piscina, deberemos implicarnos en su limpieza mucho menos, dado que estará protegida de cualquier suciedad que ronde por la superficie. Incluso existen cubiertas para piscinas que previenen la evaporación, por lo que rellenaremos menos la piscina y tendremos que comprar menos cloro. Al fin y al cabo, la primera causa de pérdida de cloro es la evaporación del agua.

Leave a Comment