Un museo desde la silla de ruedas

Una cadira de rodes que porta instal·lada una càmera, al museu de Geologia Valentí Masachs, de Manresa.

Visitar un museo con vitrinas es un problema para las personas que van en silla de ruedas, porque normalmente la altura de las vitrinas no los permite ver qué hay dentro. Un problema que ha resuelto el Museo de Geología de Manresa, que ha ideado un sistema porque las personas discapacitadas y con problemas de movilidad no se pierdan ningún detalle de los minerales y fósiles.
Según informa Anna Costa, el museo dispone de un equipo formado por una cámara ligada a un tubo y acoplada en una silla de ruedas. La cámara se acciona desde el asiento, donde la persona tiene una pantalla para ver las imágenes que va captando, es decir, todos los elementos que hay adentro de las vitrinas.

El Museo de Geología Valentí Masachs está ubicado en la Escuela Politécnica Superior de Ingeniería de Manresa y dispone de un importante fondo de minerales, rocas y fósiles. La particularidad es que nos explican las utilidades que tienen. Por ejemplo, sabíais que el cobalto se usa para hacer correctores dentales? Y que el titanio es un metal muy utilizado para hacer prótesis de cadera?

Son sólo algunos ejemplos de que podemos conocer y aprender haciendo un recorrido por el museo. Despierta interés, pero hasta podían disfrutar los discapacitados en silla de ruedas. Se ha dado un paso adelante y la respuesta está siendo muy buena.

Podéis leer todos los detalles técnicos del sistema aquí. Y aquí podéis hacer una visita virtual al museo.

Leave a Comment